¿Cómo dejar de ser prisionero del pasado?

Es imposible pasar la vida sin vivir situaciones difíciles, muchas de estas son extremadamente impactantes. La muerte de una persona querida, una pérdida material, la traición, ser víctima de violencia de cualquier tipo son algunos ejemplos.

Pero, lamentablemente, muchas personas no viven el dolor solamente una vez. Por no lograr enterrar lo que sucedió y seguir adelante, reviven el problema durante años y, en muchos casos, toda la vida. El tiempo, los consejos o el apoyo de la familia no son suficientes para liberarlas. Cada vez que se esfuerza para ser diferente, recuerda lo que vivió. Incluso intenta seguir adelante, pero el fantasma del pasado continúa alrededor.

Al respecto, el obispo Renato Cardoso presenta una lista que muestra 7 síntomas de quien está viviendo en el pasado. ¿Te identificas con alguno? Estos son:

  • Nostalgia: recuerdas todo el tiempo lo que era bueno en el pasado y no logras ser feliz en el presente. Es más que un breve recuerdo esporádico.

  • No haces planes: tienes mucha dificultad de hacer planes para el futuro y te quedas estancado en el tiempo.

  • Solo hablas del pasado: siempre que conversas con alguien, el tema es el mismo: revivir lo que pasó.

  • Traumas: un suceso que te impactó mucho y no lograste sanar la herida.

  • Depresión: consecuencia de sufrir un trauma y no lograr superarlo.

  • Inseguridad: hace que no intentes nada nuevo u osado. Una persona que fue traicionada, por ejemplo, tiene mucha dificultad para confiar nuevamente.

  • Deseos de morir: es como si la persona no lograra ver un futuro, que su vida será mejor, y ve la muerte como la única solución.

En casos extremos, en los que nada parece ser capaz de arrancar el luto, el rencor o el dolor del pasado, hay un espíritu maligno alimentando la situación, con el fin de oprimir y mantener a su víctima estancada, incapaz de avanzar en su vida. «La sanidad es posible por medio de la fe, pues para ella no hay imposibles. La medicina tiene sus límites, pero la fe no», agrega el obispo Renato.


6 vistas

© 2020 Iglesia Universal del Reino de Dios - Colombia