7 señales de debilidad espiritual

La vida del cristiano es una batalla constante, tanto en el campo físico como también, y principalmente, en el espiritual. Mantenerse fuerte espiritualmente, con la fe avivada, es la única manera para permanecer victorioso en esta batalla. Ese es el gran desafío.

Por eso, en la Biblia, el apóstol Pablo deja la advertencia: «… y se le dio autoridad sobre toda tribu, pueblo, lengua y nación Por tanto, el que cree que está firme, tenga cuidado, no sea que caiga.» (1 Corintios 10:12).


Él también enseña el secreto para mantenerse en pie: «Digo, pues: Andad por el Espíritu, y no cumpliréis el deseo de la carne.» (Gálatas 5:16).


Andar en Espíritu es andar siempre atento a la voz de Dios, priorizar la comunión con Él y alimentar el espíritu por medio de la lectura de la Palabra de Dios y de la oración. Esas prácticas son imprescindibles para que desarrollemos la intimidad con Dios y, consecuentemente, tengamos sensibilidad para escuchar y obedecer Su voz. De lo contrario, seremos débiles espiritualmente y presas fáciles para la acción del mal.

A continuación, conoce algunos de los síntomas que una persona presenta cuando está débil espiritualmente:<